martes, 9 de noviembre de 2010

La Cueva de Nerja, clave para saber cómo se acabó el neandertal

La cueva es objeto desde hace dos años de un proyecto interdisciplinar de investigación aplicada a su conservación, que aúna geología, biología y arqueología y que permitirá, entre otras cuestiones, estudiar la extinción del Homo Neanderthalensis y la posibilidad de que éste conviviera con el Homo Sapiens Sapiens.
El gerente de la Fundación Cueva de Nerja, Ángel Ramírez, ha explicado a Efe que las excavaciones realizadas han logrado "indicios o evidencias" de que los neandertales y los cromañones coexistieron en la gruta.

"Actualmente, se están realizando pruebas de datación cronológica y se está clasificando el material extraído, que puede aportar información fundamental al conocimiento prehistórico", ha señalado Ramírez.

El gerente ha remarcado que, al margen del atractivo turístico que supone este monumento natural, nunca se ha dejado de trabajar en el aspecto científico, y ha destacado que "la cavidad puede dar muchas respuestas sobre los primeros pobladores de la Costa del Sol".

Desde hace casi 25 años no se trabaja en el interior de la cueva y ya se ha conseguido bajar la cota arqueológica, además de consolidar los perfiles para tener un mejor conocimiento de los diferentes estratos.

Uno de los coordinadores del proyecto es José Luis Sanchidrián, profesor de Prehistoria de la Universidad de Córdoba, quien ha afirmado que la Cueva de Nerja es "única en el mundo" por la cantidad y la calidad del material que encierra, "puesto que estuvo habitada desde hace unos 40.000 años hasta hace sólo 3.000".

"Este lugar es fundamental para conocer las razones de la desaparición del Hombre de Neandertal y determinar si fue posible el cruce con la especie de los cromañones", ha insistido Sanchidrián.

"La imagen que se ha transmitido de los neandertales es equivocada, ya que ahora podrían convivir entre nosotros, y lo cierto es que no se puede hablar de fracaso de una especie que ha habitado tantos miles de años el planeta, ya que nosotros llevamos menos tiempo y no sabemos si seremos más longevos", ha añadido.

La principal finalidad de este proyecto es la conservación de la gruta y por ello, tras el estudio de los yacimientos, éstos se van a rellenar con una grava especial en las salas de La Torca, La Mina y Vestíbulo, con el objetivo de consolidar el terreno y evitar derrumbes en caso de lluvias o filtraciones.

Además, en el ámbito geológico, se pretende conseguir un modelo de gestión para todas las cuevas visitables, y en materia de conservación la aplicación novedosa de un sistema por que se introduciría un gen en la secuencia del ADN de los hongos que dan origen al conocido como mal verde, para su autodestrucción natural.

Fuente:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

.