Ya puedes escuchar y descargar nuestros podcast desde la plataforma iTunes.

Clave7 en iTunes

sábado, 27 de octubre de 2012

El extraño caso del calamar vampiro

La imaginación popular tiene a los vampiros como seres espectrales que chupan la sangre de los humanos. Pero como sucede muchas veces en la naturaleza, la realidad supera la ficción, tal es el caso del Calamar Vampiro, el cual aplica para alimentarse las técnicas de Drácula, pero con la particularidad de comer excrementos.

¿Quién es el calamar vampiro?

El Calamar Vampiro, cuyo nombre científico es Vampyroteuthis infernalis, es un calamar que vive en zonas oceánicas templadas y tropicales de todo el mundo, exactamente en las profundidades del mar.

El Calamar Vampiro tiene la particularidad de que sobrevive comiendo desechos orgánicos, ya sean cadáveres o excremento de otros habitantes de las profundidades.
¿Cómo se llegó al descubrimiento?

Este asombroso descubrimiento ha sido presentado por investigadores del Monterey Bay Aquarium Research Institute (Instituto de Investigaciones del Acuario de Monterey Bay) ubicado en Monterey California, en los Estados Unidos. Los investigadores Henk-Jan Hoving y Bruce Robison plantearon en un artículo científico las particularidades de esta clase particular de calamares. Para ello, examinaron tanto los estómagos de Calamares Vampiros, como filmaciones obtenidas en su hábitat, las que se lograron con equipos submarinos de control remoto. 

Todo este esfuerzo permitió a Hoving y Robison develar el misterio de cómo se alimenta esta clase particular de habitantes de las profundidades del mar. Pese que desde hace décadas se sabía de la existencia del Calamar Vampiro, no se tenía muy claro como se podía alimentar. 

En su investigación, ambos científicos pudieron darse cuenta de que las características físicas del Calamar Vampiro ayudan a que pueda alimentarse de toda clase de desechos orgánicos, complementando su particular dieta.

Una característica que llama la atención del Calamar Vampiro, según la investigación de Hoving y Robison, es el hecho de que posee dos filamentos, que tienen la particularidad de que son largos y a la vez retráctiles, los cuales extiende con el fin de poder agarrar los residuos que se encuentran a su alrededor.

El Calamar Vampiro frota los delicados filamentos que posee con el fin de que pueda mezclar tanto los excrementos como los residuos orgánicos con el mucus que autoproduce, con el objetivo de poder hacer diminutas bolitas de comida procesada, con las cuales se alimenta. Hay que considerar que los filamentos de este particular calamar tienen un tamaño 8 veces más extensos que su cuerpo.

La particularidad de su alimentación hace al Calamar Vampiro poder sobrevivir a altas profundidades, cosa que no todos los deprededores no pueden hacer.

Fuente:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

.