miércoles, 7 de noviembre de 2012

El elefante que habla coreano

La capacidad de comunicación de los animales no deja de asombrar. Una nueva investigación ha descubierto un elefante capaz de imitar la voz humana e incluso pronunciar palabras en coreano gracias a un método curioso: el paquidermo introduce la trompa en su boca.

El elefante Koshik, asiático, se une así a animales como NOC, la ballena blanca a la que captaron sonidos que imitaban la voz humana. Este animal va más allá, ya que aparte de hacer sonidos muy parecidos a la voz del ser humano, también pronuncia una serie de palabras. Su vocabulario es de cinco términos: "annyong" (hola), "anja" (sientate), "aniya" (no), "nuo" (túmbate), and "choah" (bien).

"La voz humana se basa principalmente en dos aspectos: tono y timbre" explica Angela Stoeger de la Universidad de Viena. "Sorprendentemente, Koshik es capaz de desarrollar ambos, tanto el timbre como el tono humano. Puede imitar a sus propios entrenadores, algo muy destacable en un animal con tantas diferencias con el hombre como el elefante", destaca.

Otro aspecto llamativo del paquidermo 'parlante' es su uso de la trompa para imitar la voz humana. Su larga laringe produce sonidos de tono muy grave, por lo que Koshik hace una copia exacta del tono y otras características de la voz de sus entrenadores.

Ciertamente, el análisis del sonido del elefante presenta similitudes con la voz humana pero, curiosamente, muestra aún más diferencias con el resto de paquidermos.

Esta no es la primera vez que se certifica una imitación de diversos sonidos en elefantes asiáticos y africanos. Por ejemplo, un elefante africano imitaba el sonido del motor de un camión.

No está completamente claro el motivo por el que Koshik adopta este mecanismo vocal, pero los investigadores sugieren que al ser el único elefante que vive en el zoo Everland de Corea del Sur desde hace cinco años, su único contacto social es con seres humanos.

"Pensamos que Koshik empezó a adaptar su vocalización a los seres humanos con los que convivía para fortalecer su afiliación social, algo que se ha observado en otras especies", concluye Stoeger.

Fuente:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

.