miércoles, 1 de abril de 2015

Sigue espantando conductores la niña fantasma de Muna

Ha transcurrido más de una década desde la muerte de una niña en la carretera federal Mérida-Uxmal (tramo Abalá-Muna), México, y a la fecha continúan dándose los reportes de sus apariciones fantasmales por parte de personas que pasan por esa transitada vía.

Y aunque la mayoría no están enterados de la tragedia ni se conocen entre sí, casi todos coinciden en la descripción de la niña y su vestimenta.

Afirman ver a una niña de seis o siete años, con el cabello largo, de color negro y un vestido azul, es decir, se trata del mismo caso que he estado investigando desde el año 2004 y al parecer aún no descansa en paz.

Y aunque algunas personas me han preguntado por qué tras una década de su muerte la niña aún no descansa en paz, basta con saber que hay casos de fantasmas que vagan en nuestro mundo tras siglos de haber muerto.


La niña fantasma de Muna
El caso de la “niña fantasma de Muna” lo empecé a investigar a mediados de 2004, toda vez que seis personas en un lapso de una semana me reportaron la misteriosa aparición de una niña en la carretera con un aspecto sepulcral, con los ojos en blanco, una bata azul sin zapatos, caminando –otros dicen que levitando- a la vera de esa carretera incluso en altas horas de la noche.

De acuerdo a lo narrado por Pruderio Poot, Rigel Vela y Tomás Noh (los dos últimos de Ticul), estos señalaron que con frecuencia transitan por ese tramo y en dos ocasiones vieron a esa niña fantasma; aseguraban que no era de este mundo porque la veían levitando.

Pero ellos no son los únicos testigos, otras cuatro personas que entrevistamos en lugares diferentes afirman haber visto lo mismo: Zoila Aké dice que estaba en una camioneta rumbo a Muna cuando en el mismo tramo antes señalado vio a esa niña con la misma descripción:
“Llevaba una bata larga color azul, tenía el pelo lacio, negro, y me llamó la atención que cuando le dieron en la cara las luces altas del vehículo y se mostró indiferente, y vimos con asombro mi cuñada, mi hermano y mis dos sobrinos que tenía completamente blancos los ojos, no tenía pupilas y caminaba firme pero lentamente, nos asustamos mucho, porque pasamos junto a ella, incluso bajamos la velocidad y estoy segura de lo que vi, no era de una persona viva”, dijo horrorizada.

Su hermano Agustín señaló: “Al principio yo no me di cuenta, por instinto bajé mi velocidad pero al pasar cerca me dio miedo, no era una niña normal, estaba como las santas ánimas, nosotros seguimos de largo y nos persignamos, de locos nos bajamos a ver”.

Y continúa: “Esto que le platico fue el miércoles 18 de marzo por la noche, lo que más me sorprende es que antes de que se lo pudiéramos decir a alguien ya en el pueblo al día siguiente escuchamos en la tienda que otros dos conductores habían visto lo mismo esa misma noche y dos anteriores, ¡la descripción era la misma!

Conductor asustado
Pruderio Poot, al igual que Rigel Vela y Tomás Poot, sin conocer a los anteriores y sin que le dijéramos de este último caso, dieron una explicación muy similar de lo que vieron. “Es más, teníamos algunos coches detrás de nosotros y escuchamos que uno hasta quemó llanta, creo que se asustó de lo que vio”.

Las autoridades de Abalá y Muna se han mostrado herméticas al respecto, señalan que han escuchado el rumor pero que no habían investigado nada, pues no hay denuncia de por medio ni se ha causado ningún accidente. De ese entonces a la fecha nos han llegado más de 20 reportes sobre este caso.

Dos traileros de una conocida empresa que omitieron dar sus nombre también señalan haber visto el espectro y piensan que es el espíritu de alguna niña que murió hace un par de años ahí, lo ven con cierta normalidad. “Nosotros llevamos más de 30 años de andar en carretera, hemos visto tantas cosas tan difíciles de creer que esto ya no nos asusta”, señalan.

Otra versión que se señala, aunque esto definitivamente no se pudo confirmar, es que con la ampliación de la carretera (en el año 2002) murió atropellada por un tractor una niña de una comisaría cercana que había ido con su mamá a vender comida, pero como ya atardecía y estaba ya oscuro, la niña jugando se pegó a las llantas del tractor y al retroceder la aplastó matándola instantáneamente.

También tiempo después hubo un fatal accidente en esa carretera en el que murieron 16 personas al estrellarse un taxi con una camioneta y también fallecieron menores de edad.

Fuente:
sipse.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

.